Cuba exporta gallos de pelea y especies en peligro de extinción

Cuba exporta gallos de pelea y especies en peligro de extinción Cuba está ampliando su gama de exportaciones con  animales exóticos y especies en peligros de extinción para generar divisas.

Entre los nuevos rubros de exportación: flamencos, gallos de pelea, cocodrilos cubanos y carne de caracol.

Una empresa dirigida por el comandante de la revolución Guillermo García Frías que se dedica a la exportación gallos de lidia, cocodrilos cubanos y flamencos caribeños fue seleccionada como una de las mejores exportadoras del año 2009 en la isla.

ALCONA SA recibió el Premio Nacional al Exportador en la categoría de empresas pequeñas que ingresan hasta dos millones de pesos. El galardón le fue entregado el pasado abril de manos del también comandante Ramiro Valdés, vicepresidente de los Consejos de Estado y de Ministros.

La firma exporta  a países como China, Corea del Sur, Holanda y Bélgica, y forma parte del Grupo Empresarial de Flora y Fauna, conformado además por la Empresa Flora y Fauna y la Agencia de Viajes ECOTUR SA. ALCONA tiene como función la “comercialización de productos y excedentes silvestres de la naturaleza”.

Sin embargo, uno de sus rubros de exportación, el cocodrilo cubano (Crocodylus rhombifer), una especie endémica, está calificado desde el 2008  “en peligro crítico” en la Lista Roja de Especies en Peligro de Extinción de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza. Las poblaciones de este reptil han experimentado un descenso del 80 por ciento en las últimas tres generaciones y ahora sólo se encuentran confinadas a dos áreas de la isla: la Ciénaga de Zapata (entre 3,000 y 5,000 ejemplares) y la ciénaga Larnier en la Isla de la Juventud (aproximadamente 4,000).

Según los datos de la Lista Roja, las principales amenazas que enfrenta esta especie de cocodrilos son la caza, que ha aumentado desde 1990 para la venta en restaurantes turísticos o el consumo local, y su apareamiento con otra especie más común, el cocodrilo americano, con la consecuente aparición de animales híbridos.

ALCONA tiene siete granjas para la cría de varias especies de cocodrilos. Una de ellas tiene la aprobación de CITES (Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Flora y Fauna Silvestres de la cual Cuba es signataria desde 1990) para la exportación de piel.

Gallos de lidia a la venta
Cuba exporta gallos de pelea y especies en peligro de extinción De acuerdo con una edición digital cubana del grupo de revistas Excelencias, ALCONA comercializa anualmente unos 700 gallos de pelea, especie a menudo confiscada en Cuba durante redadas contra las vallas clandestinas. Las tradicionales peleas de gallos fueron prohibidas por el gobierno de Fidel Castro en 1968.

En 1972, con apoyo de Celia Sánchez -secretaria del Consejo de Estado y asistente personal de Fidel Castro-, García Frías estableció el primer criadero estatal de gallos de pelea.

A mediados de la década de los 80 el gobierno despenalizó las lidias, estableciendo estrictas regulaciones que permiten vallas controladas por Empresa de Flora y Fauna y a la vez prohíben las apuestas ligadas a esta tradición. Los galleros suelen ser multados con entre 1,500 y 3,000 pesos cubanos si las autoridades los sorprenden en vallas independientes, con apuestas o sin ellas.

En la Finca Alcona, a pocos kilómetros al sur de La Habana, se encuentra actualmente el mayor criadero de gallos de lidia criollos de Cuba . Allí se preparan, se entrenan, seleccionan, y se topan (echan a pelear como ensayo), antes de ser exportados. En la finca hay una valla y se realiza cada año la Feria del Gallo, que reúne a criadores amparados por el estado.

Flamencos a más de mil euros

Los flamencos caribeños, también incluidos la Lista Roja, se venden a precios de alrededor de 1,300 euros por ejemplar desde una granja situada en el hábitat natural de las aves, cerca de Cayo Coco y Nuevitas.

El comercio de los flamencos está restringido, aunque no prohibido, por CITES. La mayor concentración de flamencos rosados en el Caribe se encuentra en el Refugio de la Fauna Río Máximo, en la provincia de Camaguey, donde viven unos 150 mil ejemplares. Las exportaciones  de estas aves se realizan con el visto bueno de CITES.

Desde el 2005, Cuba ha exportado también carne de cobo o caracol reina, otra especie bajo la lupa. Ese año y el siguiente CITES le autorizó una cuota de 70 mil kilogramos de esa carne, mientras que en 2008 y 2009 obtuvo permisos para comercializar 50 mil kg. Este año CITES no autorizó la pesca del cobo por preocupaciones sobre la supervivencia de la especie.

Según datos de la Oficina Nacional de Estadísticas, en el 2009 Cuba exportó animales vivos por un valor de 79 millones 981 mil pesos, una cifra muy por inferior a los 459 millones 899  mil pesos ingresados por ese concepto en el 2004.

MG Revista de Marketing

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *