Fallece ex campeón mundial Ultiminio Ramos, leyenda del boxeo

Ultiminio “Sugar” Ramos (1941-2017)

Por Eric Reynoso

Ultiminio “Sugar’’ Ramos, ex campeón mundial de los pesos pluma y leyenda del boxeo, falleció este domingo en la Ciudad de México, el país que lo acogió por 46 años tras abandonar su Cuba natal.

El Consejo Mundial de Boxeo (CMB) confirmó la muerte de Ramos, de 75 años, a través de su presidente, Mauricio Sulaimán.

“Con profunda tristeza comparto la triste noticia del fallecimiento de Ultiminio Ramos. Ya está descansando en paz”, dijo Sulaimán en su cuenta de Twitter.

Dueño de un estilo peculiarísimo, peleador rápido y esquivo en el ring, y poseedor de una pegada demoledora para su peso, Ramos está en la historia del boxeo cubano, latinoamericano y mundial. Gloria de Cuba y de México, que le otorgó la nacionalidad desde hace décadas.

Dos peleas terribles

Siempre lamentó que su carrera profesional se viera marcada por dos acontecimientos terribles sobre el ring a causa de sus golpes: la muerte de dos rivales. Fueron dramas de su vida atlética que nunca dejó de lamentar.

Ramos destrozó a golpes a José “El Tigre’’ Blanco en una pelea en La Habana, en 1958,  y liquidó con una andanada al estadounidense Davey Moore, en Los Ángeles, en 1963.

El triunfo sobre Davey le valió para la conquista del cetro mundial de los 57 kgs del CMB y de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB),  el 21 de marzo de 1963 en el recién inaugurado Dodger Stadium en Los Ángeles. El derrotado moriría poco cuatro días después a consecuencia de la despiadada golpiza del campeón.

Nacido el 2 de diciembre de 1941 en Matanzas, en el seno de una familia donde el boxeo era práctica tradicional por varias generaciones, “Sugar” Ramos se subió al ring desde los 14 años y como peleador amateur realizó más de 100 combates antes de saltar al profesionalismo en 1957.

Adiós a Cuba

Su carrera profesional se inició en La Habana el 5 de octubre de 1957, derrotando por KO a René Arce en el segundo round. De las 20 primeras peleas que realizó entre 1957-1959, 15 las ganó por knock-out.

El 5 de febrero de 1961, tras noquear a Edwin Sykes en Panamá, Ramos cambió los boletos de regreso a La Habana para tomar la ruta de México. Su padre lo había alertado del fin del boxeo profesional en la Cuba revolucionaria y Ramos le hizo la promesa de que se convertiría en campeón mundial.

En México logró afianzar su carrera y prepararse para obtener el título dos años después de su salida definitiva de Cuba.

Logró defender exitosamente su título en tres ocasiones, pero lo perdió frente a Vicente Saldívar el 26 de septiembre de 1964 en Ciudad de México.

Retiro oficial

Nunca más lo recuperó. Se retiró oficialmente del boxeo el 24 de abril de 1972 tras perder una pelea de 10 asalto con César Sinda.

En su trayectoria profesional de 15 años, Ramos ganó 55 combates (40 por KO),  perdió siete y cuatro empató cuatro.

Ramos fue elegido al Salón Mundial de la Fama del Boxeo, en Nueva York, en 1992, y al Salón Internacional de la Fama del Boxeo en 2001.

Un hijo suyo, Ultiminio Ramos García, nacido en 1959, integró la selección nacional de boxeo amateur en Cuba en los pesos ligeros y ligerowelter. Actualmente es entrenador de boxeo en Pinar del Río.

Ramos realizó varias visitas a Cuba en años recientes para ver a sus familiares.

MG Revista de Marketing

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *